Remedios para el síndrome de colon irritable

4 infusiones para aliviar el síndrome de colon irritable

El síndrome de colon irritable o del intestino irritable es un cuadro crónico de síntomas que se caracteriza por presentar dolor en la zona abdominal y cambios en el ritmo intestinal. Hasta el momento no existe una única explicación que justifique la presencia de este trastorno en el organismo, aunque la más aceptada por la comunidad médica es que se trata de sensibilidad digestiva que puede resultar influenciada por factores psicológicos.

Otras alteraciones como la gastroenteritis, ciertas intolerancias alimentarias, alteraciones hormonales y factores genéticos también podrían influir en la aparición de esta enfermedad.

Cómo identificar el síndrome de colon irritable

El síndrome de colon irritable se distingue por dos síntomas característicos.                         El dolor abdominal es el primero de ellos. Este suele ser de tipo cólico, opresivo o punzante de leve o moderada intensidad. El malestar abdominal producto de esta enfermedad no suele durar más de dos horas y, generalmente, se alivia después de la defecación.

El segundo síntoma de este padecimiento son las alteraciones en el ritmo intestinal, que se manifiestan a través de estreñimiento, diarrea, o de ambas. Habitualmente se presentan durante el día acompañados de saciedad precoz tras la ingesta de alimentos, náuseas, vómitos y ardor torácico.

Infusiones para el alivio del colon irritable

Aunque parezca mentira, el síndrome de colon irritable es más común de lo que muchos pueden imaginar. Sus síntomas pueden modificar la rutina diaria, por lo que es importante conocer algunas recetas prácticas para atenuar sus efectos. En este artículo, presentamos algunas infusiones sencillas que pueden ayudar a aliviar el malestar.

Anís y manzanilla

La primera de ellas se trata de una infusión de manzanilla y anís, una de las combinaciones más saludables para el aparato digestivo. La manzanilla alivia la inflamación y aligera la digestión, mientras que el anís ayuda a eliminar los gases y a reducir la hinchazón. Para prepararla, se debe verter en un recipiente una taza de agua, un puñado pequeño de anís estrellado y manzanilla. Hay que calentarla en el fuego hasta llegar a ebullición, para luego retirarla y dejarla reposar unos minutos. Por último, su cuela y se endulza con miel. Se recomienda tomar una taza de esta bebida dos o tres veces al día.

Salvia

Para aliviar diarreas y mareos, una infusión astringente de salvia resulta ideal. Su preparación es sencilla, solo se debe hervir un puñado de salvia en agua. Hay que dejar reposar la mezcla, colarla y endulzarla con miel, en caso de ser necesario. Al igual que la infusión anterior, se sugiere tomar dos o tres tazas durante el transcurso del día.

Tomillo

Una infusión muy recomendada por los expertos, incluso para las personas que no sufren de colon irritable, es la de tomillo. Esta preparación es depurativa y digestiva, por lo que ayuda a limpiar nuestro intestino de toxinas y bacterias, al mismo tiempo que ayuda a reducir la hinchazón. Se prepara hirviendo un puñado de tomillo en agua. Luego se deja reposar, se cuela y se endulza al gusto.

Llantén

Otro de los síntomas comunes en el trastorno de colon irritable es el estreñimiento. Para combatir este malestar, se recomienda una infusión de llantén. Este té también ayuda a regular la digestión y a calmar el dolor. Para prepararla, se debe hervir un puñado de hojas de llantén en agua, colar el líquido y endulzar con miel al gusto. Los expertos recomiendan tomar esta bebida solo una vez al día.

Otros artículos que te pueden interesar

Facebooktwittergoogle_pluspinterestmail

Te puede interesar

Remedio para reducir el colesterol y desinflamar las articulaciones

Jarabe 2 en 1 para reducir el colesterol y desinflamar las articulaciones

Sigue estas instrucciones para elaborar un verdadero jarabe natural que puedes utilizar para reducir el colesterol y desinflamar las articulaciones al mismo tiempo.