Cómo mejorar la salud con estos masajes para la mano

Masajes para la mano que mejoran la salud

La reflexología es una de las ramas de la medicina alternativa que más adeptos tiene. Consiste en tocar lugares clave del cuerpo para lograr efectos determinados por medio del estímulo de puntos energéticos y nerviosos que se conectan con los órganos internos o con otros sistemas.

Ejerciendo presión en los pies, orejas o manos se puede estimular cualquier órgano del cuerpo, generar relajación, aliviar dolores o acelerar la digestión, por poner algunos ejemplos. Se basa en un sistema de meridianos descrito por los médicos chinos hace varios siglos.

Los japoneses también han aprendido de esa milenaria técnica, y a partir de ella desarrollaron una propia, llamada Jin Shin Jyutsum, de la que hablaremos a continuación.

Masajes para la mano y cada lugar del cuerpo

Todos los ejercicios de esta disciplina tienen como técnica primordial la presión: se toma el dedo indicado y se aprieta firmemente cerca de las yemas, pero sin llegar a hacer daño, es decir, sin que llegue a producirse dolor alguno.

De acuerdo con la medicina oriental, el contacto ayuda a equilibrar la energía que se encuentra desordenada en el organismo.

El tiempo de presión varía de acuerdo a la intensidad del malestar y a la fuerza de quien aplica el masaje (puede ser uno mismo), y generalmente es suficiente con un contacto de 3 a 5 minutos.

Para los nervios y las jaquecas

Se actúa sobre el dedo pulgar, que es en el que se encuentran los puntos de reflexoterapia correspondientes al estómago y el bazo. Presionándolo se alivia la ansiedad, que está relacionada con el malestar estomacal y los dolores de cabeza.

El contacto prolongado también ayuda a aclarar la mente y a relajarse, ya que ese dedo está alineado con la actividad cerebral.

Combatir frustraciones y malestares musculares

Para los malestares musculares se debe apretar el dedo índice. Es importante recordar que la presión debe ejercerse en las yemas. Aplicarla al índice alivia brazos, piernas y espalda, reduciendo los dolores musculares en esas zonas.

El dedo índice se relaciona con el miedo, la decepción y la confusión; sentimientos que afectan a la voluntad de andar (piernas), desactivan la capacidad de hacer cosas (brazos) y agobian a las personas que los padecen, razón por la que éstas doblan la espalda.

Controlar el cansancio y la rabia

Estas sensaciones se alivian al masajear el dedo medio o corazón. Tocar este dedo es muy relajante y permite incluso disminuir la presión arterial y reducir notablemente la ansiedad.

Depresión, negatividad y problemas digestivos

El dedo anular tiene una vena que llega directamente al corazón, por eso lleva el anillo de la boda, y también su nombre. Es el dedo anular al que se debe masajear cuando hay problemas serios de desánimo, tristeza y depresión.

También es importante atenderlo cuando se sospecha que se avecina un ataque de ira, porque ayuda a manejar correctamente la respiración y, por tanto, ayuda a calmarse.

Los nervios y el corazón

El dedo meñique es el que solemos usar menos y, de acuerdo con los meridianos de la medicina china, también se conecta con el corazón. El meñique es el dedo a tocar cuando hay problemas del corazón, que en este caso son físicos y no emocionales como con el anular.

El meñique también es el dedo que ayuda al cuerpo a relajarse cuando se presentan nervios derivados del miedo.

Como puede verse, cada dedo tiene sus propias funciones. Además de los dedos, hay cientos de puntos en todo el cuerpo, incluyendo algunos en orejas y pies, que permiten controlar exitosamente muchos tipos de problemas.

Facebooktwittergoogle_pluspinterestmail

Te puede interesar

El jabón daña tus partes íntimas

Por qué el jabón daña tus partes íntimas

Descubre por qué el jabón daña tus partes íntimas y cómo puedes sustituirlo para que esto no ocurra. La buena higiene en estas zonas es muy importante.