Cómo cultivar pimientos en casa

Guía para cultivar pimientos en maceteros

Si eres de los que les gusta tener un huerto en casa (por más pequeño que sea) para consumir así tus propias frutas y verduras frescas y caseras, entonces te enseñaremos esta guía para cultivar pimientos en maceteros. Es fácil, crecen rápido y pronto podrás disfrutar de sus propiedades y beneficios en estado puro.

Los pimientos son muy fáciles de cultivar y casi no requieren de cuidados, lo mejor es que de una plantita verás que salen muchos pimientos para disfrutar. A nivel salud los pimientos aportan a nuestro organismo vitamina C, ayudan en la prevención de infecciones y regulan el colesterol, entre otros beneficios.

Guía para cultivar pimientos en casa

Puedes comprar las semillas o puedes utilizar semillas de algún pimiento que hayas comprado y lo dejas secar algunos días al sol (recomendación: si vas a utilizar semillas de un pimiento que hayas comprado entonces procura que sea orgánico, será una buena inversión).

El momento para comenzar el cultivo de pimientos es ahora, cuando ya vamos dejando el invierno y nos acercamos a días cada vez más largos y cálidos. Para germinar la semilla vamos a colocarla en un semillero con un poco de tierra rica en materia orgánica, sin meterla en mucha profundidad.

Rápidamente verás que la semilla se ha abierto con su nueva vida por lo que deberemos cambiarla a una maceta más grande (de aproximadamente 30cm) para que crezca sana y fuerte. Al ser una planta de autopolinización debemos sacudirlas suavemente si vemos que hace más flor que fruto.

Sus tallos pueden tornarse oscuros y es un síntoma de maduración, nada malo. Tardan unas 12 o 14 semanas en llegar al momento de su consumo, suele coincidir con la finalización del verano o la llegada del otoño. Puedes consumir los pimientos verdes, amarillos, naranjas o colorados. Para cosecharlo debes dejar 2cm de tallo y utilizar un cuchillo o tijera afilados.

¿Qué necesita la planta para crecer y madurar?

Luz

Es una planta que disfruta mucho del sol, por lo que lo ideal sería ubicarlos en algún sitio donde al menos consuman 6 horas de luz.

Tierra

Debe ser rica en materia orgánica y que disponga de un buen sistema de drenaje, para que pueda absorber solo lo que necesita.

Agua

Los pimientos están compuestos por mucho contenido de agua por lo que necesitan una humedad que se acerque a un 70%. Puede acolcharse la tierra con piedras o paja para la retención de humedad y calor.

Guías para su crecimiento

Cuando la planta alcance cierta altura (20cm) y los frutos poco a poco tomen forma y tamaño deberás aplicarle guías para que su crecimiento siga hacia arriba y no se caigan hacia los lados. Una buena solución son las cañas y solo debes atarle sus tallos suavemente.

Temperatura

La planta de pimientos disfruta de temperaturas que rondan los 20° o 25°. Si hace fresco debes de entrar la planta a casa.

Aquí tú guía para cultivar pimientos en casa. Puedes acompañarlos de muchas otras frutas y vegetales.

Otros cultivos caseros

Te puede interesar

Pociones para eliminar las malas energías

Elimina las malas energías con este ritual naturista

Cambia tu vida y deshazte de las malas vibras que puedan existir en tu hogar o lugar de trabajo con este sencillo ritual.

Deja tu comentario