Salud

Cómo combatir la alergia primaveral con un remedio casero a base de ajo

Cómo combatir la alergia primaveral

Las alergias son reacciones de nuestro organismo para protegerse de amenazas externas. Aparecen cuando el sistema inmunológico detecta algún agente extraño que considera nocivo. Se puede decir que se trata de una respuesta exagerada del cuerpo que actúa ante situaciones particulares.

La alergia primaveral se refiere a un tipo de respuesta del organismo frente a elementos presentes en el aire, inhalados de forma particular durante esta estación del año. Normalmente se activan con el polen y el polvo, aunque el sistema inmunológico puede considerar a otras sustancias como extrañas.


La fuerza del polen

Tras la llegada de la primavera, en algunas personas pueden aparecer ciertos síntomas asociados a características propias de esta época del año, especialmente durante los días de polinización, momento en que las plantas producen polen en mayor cantidad para esparcirlo por el ambiente.

Además del polen, la combinación de este con partículas químicas resultantes de la contaminación crea elementos más complejos que resultan particularmente más peligrosos para el organismo.

Durante esos días se puede presentar picor en los ojos, lagrimeo, moqueo acompañado de congestión nasal, rinitis, tos, falta de aire, enrojecimiento de la piel y sensibilidad a la luz.


Combatir la alergia primaveral con ajo

Existe un remedio casero altamente poderoso en el tratamiento de la alergia primaveral que usa el ajo como ingrediente principal. La receta ayuda a descongestionar las fosas nasales gracias a las propiedades antibióticas y antibacterianas naturales de este alimento.

Otra de las particularidades de esta preparación es que no solo actúa contra los síntomas de la alergia, sino que alivia otros malestares consecuencia de la congestión nasal como mucosidad, dificultad para respirar y dolor de cabeza. Entre las ventajas de este remedio destacan que es 100% natural, que está libre de sustancias químicas, y que es saludable, económico y fácil de realizar.

Ingredientes:

  • 2 dientes de ajo
  • 1 vaso con agua mineral
  • 1 pizca de pimienta negra molida
  • 1/2 cucharadita de miel.

Preparación:

La preparación es sumamente sencilla. Para empezar se debe hervir el agua y agregarle, todavía en el fuego, los dientes de ajo debidamente pelados. Hay que dejar que se cuezan a fuego lento durante tres minutos antes de retirar del fuego. Cuando ya se haya enfriado un poco es preciso colar la solución y agregarle la pimienta negra y la miel. Solo queda mezclar bien y beber poco a poco.


Las propiedades expectorantes, antivirales, antiinflamatorias y descongestionantes del ajo, aparte de aliviar la congestión nasal, atenúa el dolor de garganta pese a que su sabor no es, precisamente, dulce y agradable. Por su parte, la miel y la pimienta negra también contribuyen a combatir estos síntomas.

Los especialistas recomiendan usar este remedio una vez al día hasta que se hayan esfumado los síntomas de la alergia primaveral. Paralelamente, sugieren mantener las ventanas cerradas, usar algún tipo de humidificador y aires acondicionados con filtros antipolen. También aconsejan mantenerse alejado de otros compuestos que pueden aumentar la irritación en las mucosas, como el humo o sprays.

Te puede interesar

Cómo combatir los parásitos intestinales con remedios naturales

Cosas Femeninas

Remedio para eliminar los ronquidos

Cosas Femeninas

Remedios naturales para el dolor de estómago

Cosas Femeninas